jueves, 15 de agosto de 2013

Turquía exige reunión urgente del Consejo de Seguridad sobre la situación en Egipto

14:36 15/08/2013
Moscú, 15 de agosto, RIA Novosti.

Actualizado a las 15:26
El primer ministro turco Recep Erdogan volvió a exigir este jueves la convocación de una reunión urgente del Consejo de Seguridad de la ONU para examinar la situación en Egipto donde, según los últimos datos, el número de muertos en Egipto por la represión de las protestas ascendió a 525 personas.
“El Consejo de Seguridad de la ONU debe reunirse lo antes posible para examinar los acontecimientos en Egipto”, declaró Erdogan, quien el miércoles ya había instado al Consejo de Seguridad y la Liga de Estados Árabes a tomar medidas para poner fin a “la matanza en Egipto”.
La administración estadounidense también condenó los métodos a los que recurren las autoridades interinas egipcias para dispersar a los manifestantes.
“EEUU reprueba duramente la violencia y el derramamiento de sangre en Egipto. Es un grave golpe a la concordia y las aspiraciones a la democracia del pueblo”, denunció el secretario de Estado estadounidense, John Kerry, añadiendo que los militares superiores en fuerza tienen una responsabilidad especial.
Otros países, incluidos Rusia, Reino Unido, Francia e Irán, también condenaron la violenta represión de las manifestaciones en Egipto y llamaron a las partes a sentarse en la mesa de negociaciones.
Mientras tanto, el movimiento Hermanos Musulmanes que exige la restitución del presidente egipcio Mohamed Mursi depuesto a principios de julio anunció que seguirá empleando solo métodos pacíficos a pesar de la oleada de violencia que los islamistas califican de “crímenes de guerra”.
“Lucharemos siempre de manera pacífica y no violenta. Seguiremos siendo fuertes, indomables y decididos. Ejerceremos presión hasta acabar con el golpe de Estado”, declaró el portavoz del movimiento, Gehad el-Haddad.
Los Hermanos Musulmanes anunciaron también que organizarán este jueves una marcha pacífica en El Cairo.
Varios expertos estadounidenses con los que conversó RIA Novosti coincidieron en que los militares continuarán reprimiendo las protestas de los islamistas en Egipto para los que la probabilidad de participar en la formación del gobierno es mínima.
“Egipto se encontrará durante un tiempo bajo el gobierno militar directo mientras las fuerzas de seguridad estén reprimiendo a los Hermanos Musulmanes, como ya pasó en 1954. (…) Hay muy pocas oportunidades de instaurar una verdadera democracia en que participen todos los partidos. Egipto vuelve al antiguo régimen”, anunció el especialista en Oriente Próximo David Ottaway del Centro Internacional de Estudio Woodrow Wilson.
Publicar un comentario